Perú logra su adhesión a la Convención Antisoborno de la OCDE

web

  • Presidente de la CAN, Pablo Sánchez, y secretario de la OCDE, Ángel Gurría, intercambiaron cartas que oficializan nuestra incorporación como miembros plenos de Grupo de Trabajo Antisoborno.

Luego de cumplir con todos los requisitos establecidos, el Perú logró su adhesión a la Convención para combatir el Cohecho a Funcionarios Públicos Extranjeros en las Transacciones Comerciales Internacionales de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), con lo cual se convierte, además, en miembro pleno del Grupo de Trabajo Antisoborno de este importante organismo internacional.

La incorporación de nuestro país se oficializó con el acto de intercambio de cartas de adhesión entre el Estado peruano, representado por el titular de la Comisión de Alto Nivel Anticorrupción (CAN) y Fiscal de la Nación, Pablo Sánchez; y el secretario general de la OCDE, Ángel Gurría Treviño. La ceremonia también contó con la presencia de los titulares y representantes de entidades públicas, privadas y de la sociedad civil que conforman la CAN.

“Con la adhesión el Estado peruano a la Convención Antisoborno de la OCDE, damos muestras claras de nuestra voluntad de combatir la corrupción trasnacional que deterioran el libre mercado, la confianza y la credibilidad de nuestras administraciones. Desde ya, reafirmamos nuestro compromiso por implementar todas las medidas que sean necesarias para cumplir con los altos estándares dispuestos en la Convención”, expresó el titular de la CAN.

Cabe resaltar que ser miembro de la Convención Antisoborno y de este Grupo de Trabajo nos permitirá compartir e intercambiar experiencias exitosas y buenas prácticas en este ámbito con los países del primer mundo que integran este organismo internacional. Asimismo, constituye un paso fundamental y necesario para la incorporación del Perú como país miembro de la OCDE.

EL PROCESO

En el año 2009, el Perú solicitó su adhesión a la Convención Antisoborno de la OCDE y, en el 2012, el Grupo de Trabajo Antisoborno expresó algunas observaciones referidas a la regulación del decomiso del valor del producto del soborno, la incorporación de multas para las personas naturales en el delito de cohecho internacional y la responsabilidad autónoma de las personas jurídicas.

A partir de estas recomendaciones, el Estado peruano, a través de la Comisión de Alto Nivel Anticorrupción, implementó las acciones necesarias para superar estas observaciones. En primer lugar, la modificación del artículo 102 del Código Penal, mediante la Ley N° 30076, con el fin de introducir en nuestra legislación penal el decomiso del valor de los bienes ilícitamente obtenidos, así como la incorporación, mediante la Ley N° 30111, de la sanción pecuniaria para los delitos de corrupción.

En el mes de abril, se cumplió con el último requisito exigido por la OCDE con la promulgación de la Ley N° 30424 que regula la responsabilidad administrativa de las personas jurídicas por el delito de cohecho activo transnacional, el cual recoge los estándares de la Convención Antisoborno y demás documentos conexos de este organismo internacional, además de las experiencias comparadas de Chile, España, Italia, entre otros.

Con la aprobación de esta última norma, quedó expedito nuestro camino hacia la adhesión del Estado peruano a la Convención para ‘Combatir el Cohecho a Funcionarios Públicos Extranjeros en las Transacciones Comerciales Internacionales y su incorporación como miembro pleno del Grupo de Trabajo Antisoborno de la OCDE.

Lima, 14 de octubre del 2016
Comisión de Alto Nivel Anticorrupción – CAN